Servicios
Sistemas de Gestión

La mejora continua como núcleo de la estrategia empresarial permite a su empresa obtener beneficios, desde el punto de vista externo:

Internos
  • Perfeccionamiento de la organización interna.
  • Incremento de la rentabilidad.
  • Mayor capacidad de respuesta y flexibilidad ante las oportunidades cambiantes del mercado.
  • Mejora en la motivación y el trabajo en equipo del personal.
  • Mayor habilidad para crear valor, tanto para la empresa como para sus proveedores y socios estratégicos.
Externos
  • Mejora de la imagen empresarial.
  • Refuerzo de la confianza entre los actuales y potenciales clientes.
  • Apertura de nuevos mercados.
  • Mejora de la posición competitiva y aumento de la fidelidad de clientes.

Desde la publicación de la ISO 14001, muchas compañías han puesto en práctica el estándar y han asimilado sus exigencias. Dicha norma está diseñada para ser lo bastante flexible como para ser aplicada a cualquier tipo de organización del sector privado o público sin tener en cuenta su tamaño. Lo esencial es que la certificación a ISO 14001 puede mejorar la gestión ambiental y permite un igual acceso a un creciente mercado “verde”. Una organización ambientalmente responsable consigue una mejora de la imagen y de la percepción de su empresa, reduce costes a través de la mayor eficiencia de los procesos y asegura el cumplimiento de los requisitos legales ambientales aplicables evitando las sanciones correspondientes.


El éxito de la implantación de Sistemas de Gestión Ambiental y su impacto positivo sobre el entorno dependen del compromiso de todos los niveles y funciones de la organización.

Hoy en día somos conscientes de que toda actividad laboral conlleva riesgos para los trabajadores. Como consecuencia de esta realidad, las autoridades se han propuesto regular y vigilar las condiciones de seguridad y salud en las que debe desarrollarse la actividad productiva, y las organizaciones se muestran cada vez más interesadas en conseguir una adecuada gestión de las mismas, que les permita tener controlados los riesgos y fomentar una cultura preventiva entre los empleados. con la implantación del estándar OHSAS se consigue reducir la siniestralidad laboral ( y por tanto, el absentismo) y adaptarse a la legislación en materia de Prevención de Riesgos Laborales.

La seguridad alimentaria se dedica a gestionar la inocuidad de los alimentos. El Libro Blanco de la seguridad alimentaria de la Unión Europea recuerda que la producción y el consumo de alimentos son esenciales en cualquier sociedad y debe contar con normas rigurosas para proteger y fomentar la salud de los consumidores.


La única forma de evitar los incidentes relacionados con la higiene alimentaria es implantar prácticas higiénicas en: locales, equipos, instalaciones y procesos productivos, que eviten cualquier posible riesgos en los alimentos. La adecuación de los procesos empresariales que conlleven manipulación de alimentos a las directrices y normas alimentaria, permite garantizar la seguridad para los consumidores mediante la identificación y el análisis de los posibles fallos en cada etapa de la producción, el mantenimiento de la trazabilidad en la cadena productiva.

Seguir las directrices de este estándar aportará a su empresa mejor eficiencia, fiabilidad y consistencia en los servicios de Tecnologías de Ia Información, mayor control administrativo y una metodología fiable para medir y evaluar el rendimiento. Con este sistema de gestión usted tendrá ordenado de un modo más sistemático sus servicios informáticos y su rendimiento será superior además de conllevar una reducción de costes.

La información es un activo de vital importancia para su organización y por ello es necesario establecer una correcta protección tanto de la información en sí como de los sistemas que la procesan. La implantación del estándar 27001 le permite reducir el riesgo de pérdida, robo o corrupción de información y ganarse la confianza de clientes, proveedores y socios estratégicos por la garantía de calidad y confidencialidad comercial.

La ISO 30301:2011 es la base del Sistema de Gestión para los documentos, ya que es una norma internacional que se centrada en todos los elementos de gestión documental con los que una empresa debe contar para tener un sistema efectivo que le permita administrar y mejorar la calidad y archivística de sus documentos. El propósito de implementar un Sistema de Gestión Documental es la gestión sistemática y verificable de los documentos que sirven de información acerca de las actividades de la organización.


Esta norma internacional promueve la adopción de un enfoque basado en procesos cuando se desarrolla, implanta y mejora la eficacia de un sistema de gestión de los documentos, basado a su vez en el ciclo de mejora continua PDCA (Planificar, Hacer, Comprobar, Actuar). Supone una plataforma ideal para integrar con otras certificaciones (ISO 9001, ISO 14001, ISO 27001, etc.)Todas las organizaciones, generan información de sus procesos de trabajo, estos documentos son activos, parte del capital intelectual de su organización. Es importante, por ello, tener un buen sistema de Gestión de los Documentos que evite perdida de datos, destrucción incontrolada; es necesario por tanto, que estos documentos se conserven y puedan ser accesibles para consultas ahorrando tiempo en la búsqueda y manteniendo la información actualizada, evitando así duplicidades.


Beneficios de la implantación de un Sistema de Gestión de los Documentos, tales como:

  • Reducción de los accidentes y de la pérdida de vidas humanas: máxima seguridad de empleados.
  • Mantener una memoria corporativa y apoyar a la responsabilidad social.
  • Soportar actividades de investigación y desarrollo.
  • Prestigio que aporta la garantía de tener implantado un modelo internacionalmente aceptado, como es una norma ISO.
  • Eliminación de información redundante y duplicada.
  • Facilitar el funcionamiento efectivo de una organización en caso de pérdida o desastre.
  • Optimizar la búsqueda.
  • Integración con otros sistemas de gestión.

La Responsabilidad Social Corporativa o Empresarial se refiere a cómo las empresas son dirigidas respecto a los intereses de sus trabajadores, clientes, proveedores, sus accionistas y su impacto ecológico y social en la sociedad en general. Una gestión de la empresa que respeta a todos sus grupos de interés supone un planteamiento de tipo estratégico que debe formar parte de la gestión cotidiana de la toma de decisiones y de las operaciones de toda la organización, creando valor en el largo plazo y contribuyendo significativamente a la obtención de ventajas competitivas duraderas.

  • Se concilia el desarrollo personal con el desarrollo empresarial.
  • Se fija los criterios para las relaciones con los clientes, proveedores, accionistas, etc.
  • Posicionamos nuestra empresa en los valores de confianza, modernidad y proyección hacia el futuro.
  • Se contribuye a un entorno social estable.

Este esquema de calidad total es un instrumento práctico que ayuda a las organizaciones a medir en qué punto se encuentran dentro del camino hacia la excelencia, identificando posibles carencias y definiendo acciones de mejora, siendo la excelencia el conjunto de prácticas sobresalientes en la gestión de una organización y el logro de resultados basados en: la orientación hacia los resultados, orientación al cliente, liderazgo y perseverancia, procesos y hechos, implicación de las personas, mejora continua e innovación, alianzas mutuamente beneficiosas y responsabilidad social.

El Marcado CE es la declaración del fabricante de que su producto cumple con los mínimos requisitos legales y técnicos en materia de seguridad y salud de los Estados miembros de la Unión Europea, prohibiéndose la comercialización de los productos que no reúnan las  condiciones de dicho marcado.


Los productos de construcción sólo podrán comercializarse si son idóneos para el uso al que se destinan. A este respecto, deberán permitir la construcción de obras que cumplan, durante un período de vida económicamente razonable, los requisitos esenciales en materia de resistencia mecánica y estabilidad, seguridad en caso de incendio, higiene, salud y medio ambiente, seguridad de utilización, protección contra el ruido, ahorro energético y aislamiento térmico.


Es responsabilidad del fabricante llevar a cabo la evaluación de conformidad, crear el expediente técnico, expedir la declaración CE de conformidad y realizar el etiquetado CE del producto.


  • Identificar la norma aplicable al producto, así como determinar el grado la adecuación de la empresa a dicha Norma o reglamentación.
  • Desarrollar e implantar un Sistema de Control de la Producción de la Fábrica (CPF).
  • Enseñar a la empresa el sistema de evolución de la conformidad aplicable a cada producto y uso.
  • Preparación de la documentación técnica exigida por la Directiva que aplica.
  • Gestión de los ensayos de laboratorio (si son necesarios) y se requiere una evaluación de conformidad independiente por parte de algún Organismo Notificado.
  • Declaración CE de conformidad y Marcado CE.

La certificación Q de Calidad Turística, supone cumplir con unos requisitos específicos de calidad que consiguen la diferenciación de otras empresas que no los poseen. Además, es un sello de calidad en toda España, compatible con el resto de sellos que pueda tener la empresa (ISO 9001, ISO 14001, etc.). Según estadísticas del ICTE, la marca la reconocen ya más del 40% de los clientes. 


El objetivo de la marca es ayudar a los empresarios a conseguir la plena satisfacción de los clientes, adaptando los servicios a sus expectativas y aprovechando los recursos de los que disponen para obtener el mayor beneficio tanto para cliente como para el empresario.


La “Q” de Calidad Turística aporta a sus establecimientos prestigio, diferenciación, fiabilidad, rigurosidad y promoción:

  • Prestigio, ya que supone el compromiso del establecimiento en conseguir la plena satisfacción del cliente.
  • Diferenciación, puesto que la marca solo la obtienen los establecimientos que cumplen con unos requisitos específicos.
  • Fiabilidad, la posesión de la marca asegura unos servicios mínimos.
  • Rigurosidad, al ser necesario superar unas pruebas de carácter objetivo.
  • Promoción, ante los consumidores.